Escorpio

 

Escorpio

El Signo del Escorpión

Los nacidos bajo el signo de Escorpión tienen fuertes deseos sexuales y poseen un fondo inagotable de ideas. Son pensativos, contemplativos, ingeniosos, científicos y en lo que concierne a sus prójimos pueden ser fríos calculadores, faltos de compasión, falsos y crueles. Son suspicaces resueltos, reservados, enérgicos y astutos. Tienen excelente habilidad mecánica; a menudo tienen fuerte vitalidad, rica en magnetismo que capacita para ser buenos terapeutas y cirujanos. La intensidad de su naturaleza sexual, su astucia, su crueldad, sus instintos de combate y sus métodos encubiertos para atacar a sus contrarios sugirieron a los sabios de la antigüedad la idea del escorpión, cuya principal arma ofensiva está en la parte más insospechada de su cuerpo, como es la extremidad de su cola.

Escorpión rige los órganos sexuales externos del hombre. Como los individuos de virgo, los regidos por Escorpión acopian saber; pero a diferencia de aquellos, cuyo haz de trigo está cerrado en el fondo para indicar la conservación, la gavilla que denota Escorpión está abierta por el fondo para indicar el desperdicio de energía preciosa. Para significar los punzantes remordimientos por esa pérdida, así como para sugerir la idea del escorpión, ese signo lleva en la escritura la cola de dicho animal.

 

Mitología de Scorpius

Scorpius, con las garras y el aguijón listos para la batalla, fue un siervo de Apolo y creado para destruir al concupiscente y vanidoso orión, violador de doncellas y matador de bestias.

Los escorpiones son arácnidos nocturnos, escurridizos y muy agresivos siendo, de acuerdo a los especímenes fósiles, una de las criaturas terrestres más antiguas. Tienen en la cola un aguijón que inyecta un veneno capaz de matar a un adulto.

Cuando el Escorpión se enfurece, él mismo se clava el aguijón sin quererlo y se causa la muerte a sí mismo.

Scorpius era temido por orión, pero admirado por los dioses por su fuerza, furia y grandeza.

 

Dignidades y Debilidades

Plutón es regente del signo del Escorpión y le transmite sus cualidades benignas del vigor sexual, la capacidad de autotransformación y la profundidad; y, como caracteres disonantes, le inyecta los instintos sexuales desenfrenados, la aspereza del carácter y una naturaleza interna obscura.

Marte es corregente de este signo y le proporciona, en su vertiente beneficiosa, la capacidad de lucha y el temple; mientras que, en su lado desequilibrado, le da un carácter imposible y agresivo.

Venus se exilia en el Escorpión y le hace llegar su amor sexual intenso, así como su sensibilidad sentimental y, en la cara obscura, la lujuria sexual y los sentimientos pasionales.

Neptuno se exalta en este signo y le otorga, en su vertiente benéfica, el sentido de la mística, la capacidad de sublimación estética y el amor elevado; y, en su polo desbalanceado, le da el desequilibrio emocional interno, mente atormentada y una naturaleza engañosa.

La Luna cae en el signo del Escorpión proveyéndole de las cualidades benéficas de la receptividad, la imaginación y el gusto por lo hogareño; mientras que, en su tónica disonante, le da falta de amor por el hogar como, también, la ausencia de dulzura y romanticismo.

 

Psicología Profunda

Escorpión tiene un alto grado de tensión interna. El absorbe del entorno energías psíquicas continuamente, hasta tal punto que se apropia de las fuerzas psíquicas de quienes le rodean y luego se las brinda sutilmente como si los desprotegidos fueran los demás. Así, se establece una fuerte relación de mutua dependencia. La energía más fuerte del escorpioniano es la fuerza de su deseo, tan intensa que casi ronda en lo mágico.

En lo físico, escorpio rige los órganos sexuales. Las personas de este signo atraen a los seres del sexo opuesto manteniéndolos aferrados, estableciendo con ellos una relación de dependencia sexual y viviéndose a sí mismos de manera intensa, una vez que cobran conciencia de tal poder. Es la magia sexual.

Los sujetos poco desarrollados del escorpión, tanto hombres como mujeres, gustan del halago, del éxito y del imponerse.

Practican la cacería en lo erótico, pasando de un interés a otro sin ningún remordimiento. Esto puede llegar a ser obsesivo incluso.

Si estas fuerzas sexuales no se elevan a un plano superior y se transforman, estos seres pueden sufrir las mismas heridas que ellos con su aguijón infieren a otros.

La salida a la situación es usar su energía magnética no para crear heridas a otros, sino lo contrario, para sanarlas.

El hombre superior escorpioniano se somete a una muerte psíquica voluntaria, superando el plano de las bajas pasiones para renacer en el mundo de la transformación interna.

 

Motivaciones

Escorpio significa predisposición interior al amor y al odio, a la alegría y a la tristeza, a la bondad y a la maldad, así como a la simpatía y a la antipatía, todo ello con gran intensidad. En el Cangrejo los actos demostrativos sentimentales quedan en el plano imaginativo pero, aquí, hallan realidad viviente con un placer y pasión ardientes. En Escorpión conviven el ángel y el diablo, lo inocente y lo perverso, como también lo sencillo y lo forzado. El deseo es tan intenso que hace que los escorpionianos sean en lo sentimental tan obstinados como los del toro en lo material.

Ellos anhelan sobre todo la satisfacción de lo que se proponen. La expresión sentimental del Escorpión siempre está marcada por un cierto descaro, pues él suele seguir en ese terreno la vía directa. Este signo pretende tener un completo dominio sobre su alma, lo cual consigue experimentando y satisfaciendo sus fuertes deseos.

El es, en el plano del trabajo, un ser de fuerza notable.

 

Conductas Primordiales

Los escorpionianos profundizan todas las cosas tratando de descubrir lo oculto y misterioso. Son voluntariosos, siendo sus emociones y deseos de una alta intensidad. Esta energía está relacionada con su gran vigor sexual que, a veces, se transforma en celos, posesividad y violencia.

Bajo Escorpión está la fuerza que lleva a la regeneración o a la degeneración y la autodestrucción.

Tiene sangre fría y, en ocasiones, poco sentimiento por los pesares ajenos. Su poder magnético o de atracción personal es notable. Se suele interesar por las ciencias ocultas, la sexología y la literatura de misterio o que expresa la realidad con cierta crudeza.

El tema de la muerte también es un eje de su pensamiento.

 

Significado Cíclico en la Naturaleza

Estamos en la fase de la muerte de la vegetación, así como de la caída, descomposición y putrefacción de las hojas.

La fuerza de Escorpión se relaciona con la excreción, transformación, corrupción y descomposición como, así mismo, con la función sexual y su poder creador fecundante.

Las fuerzas de las tinieblas y de los instintos como, también, las de la alquimia o transformación interna, están bajo su tutela.

La agresividad y el erotismo se unen bajo la influencia escorpioniana, siempre con una tónica de contraste: lo sublime y lo animal, el cielo y el infierno, la sangre fría y la temerosidad, el apego y el desprendimiento, etc., todo lo cual conforma una psicología profunda y, a la vez, compleja.

Los del tipo puro tienen un pesar o insatisfacción interna, sienten angustia de vivir y gran inquietud. Ven con claridad como poco a poco su alma purifica estados mórbidos, sentimientos de absurdo, miedo por la muerte, agresividad interna y culpabilidad. Las personas de Escorpión son a veces impulsivas y otras tremendamente introvertidas.

El tipo inarmónico se caracteriza por ser individualista, indisciplinado, instintivo, desordenado, destructivo, sádico, duro y perverso.

La faceta superior del signo da disciplina, sobriedad, mente profunda, magnetismo personal, puntualidad, eficiencia, responsabilidad y espiritualismo muy marcado.

En ambos casos, siempre tiene facultades para el manejo del dinero y la tesorería.

La rebelión, la muerte, el misterio, el sexo y el dinero son sus temas centrales.

 

Psicología Superficial

Los escorpionianos suelen ir de un exceso a otro y son algo bruscos, pero infatigables trabajadores. A veces llegan a ser despreciativos de las leyes y tienen ideas sociales destructivas. El temperamento escorpioniano es complejo y de tendencia sarcástica cuando se irrita. Debe ejercer el autodominio y una forma más dulce de tratar a los demás.

La mente es aguda y penetrante, pero muy influenciada por los deseos y emociones. El magnetismo y atracción personal es muchas veces notable.

Su temple les lleva en ocasiones a escoger la profesión del cirujano.

Si están poco desarrollados, los del tipo puro son intransigentes, teniendo la fea manía de buscar los errores a los demás.

Cuando son maliciosos, son malignos en un grado máximo y no tienen en cuenta en lo más mínimo el sufrimiento que pueden causar a los demás.

Su destino es la regeneración.

Pueden llegar a ser cáusticos por su demasiada crudeza a la hora de expresarse y de exponer sus ideas.

Siempre existe lucha interior con el aspecto instintivo de su naturaleza.

Escorpión representa la violencia contenida, la venganza, el rencor tenaz, etc.

Mentalmente tiene tendencia a la contradicción, a la argumentación y a las polémicas agresivas. En este caso, el signo hace a la persona destructora de ideas pero no creativa.

En su vocabulario, en caso de que el signo esté desarmonizado, es mordaz e hiriente.

Su potente sexualidad le impulsa a aventuras precoces.

El signo habla de la putrefacción, la muerte, los poderes ocultos y la resurrección espiritual.

Puede dirigir sus energías tanto al autoperfeccionamiento como a un desenfreno en lo que a los gozos pasionales se refiere.

También puede dar un ser destructivo y aplastante.

Es tanto el signo de los tesoros internos escondidos como de las más duras experiencias personales.

Esa fuerza es desbordante de energía y de voluntad implacable como, a la vez, fría y angustiosa.

La persona del tipo inferior es susceptible, orgullosa, y excesiva en las calumnias que emite.

Las posibilidades creativas son grandes y los afectos apasionados frecuentes.

En lo que llamaríamos angustia, el signo es capaz de hacer los mayores sacrificios por aquellos que le muestran una igual fidelidad.

A veces, esta persona vive un ritmo que sacude los nervios a los demás. Si, por mal estado del signo, éste hace que la persona se dirija al límite de la autodestrucción, normalmente querrá hacerlo sola. Entonces, el signo es el de la incomprensión. Parece que el término medio no es para este signo, pues sus decisiones son en todo caso enérgicas.

Con frecuencia provoca su propia caída.

Es un escudriñador estratégico que sabe cuándo y cómo debe actuar en los momentos críticos.

Considera una obligación moral no fracasar en sus cometidos amorosos.

A pesar de mostrarse enigmático en el trato social, se siente atraído llegado un momento por la paz del hogar y la intimidad con los seres queridos.

 

Características Mentales

La inteligencia es escondida, secreta, ansiosa, profunda, etc.

Las crisis internas, muchas veces de origen subconsciente llevan, por un lado, a la sublimación y a la renovación como, por el otro, a la negación y el afán destructivo.

 

Características Sentimentales

La seducción sexual atrae al signo, pues es una verdadera válvula de escape para una naturaleza compleja y enérgica.

Aparte de que en ciertos casos pueda ser fiel y celoso en el matrimonio, muchas veces la aventura peligrosa le atrae más.

El punto central es cómo canalizar y recrear esa energía sexual.

 

Descripción de su Físico

Cuerpo vigoroso y de estatura mediana; piernas ligeramente arqueadas; tez obscura; cabello generalmente ondulado y obscuro; boca sensual y mentón bien demarcado; nariz aguileña; ojos obscuros y hundidos con mirada fija; cejas tupidas y juntas; manos fuertes; marcha y gestos resueltos, enérgicos y con cierto matiz sensual.

 

Descripción de su Psiquis

Características armónicas: audaz, prudente, silencioso, noble, reservado, con gran autodominio, apasionado, muy sentimental, voluptuoso, místico, psíquico, introspectivo al máximo, con control sobre sus sufrimientos, enérgico y delicadamente sensible, aun cuando no lo demuestre.

Características inarmónicas: atrevido, sensual, pasional, violento, celoso, desconfiado, libertino, vengativo, falaz, peligroso, odioso, irónico, sarcástico, extremista y exclusivista.

 

Descripción de su Mente

Características armónicas: escrutador, sagaz, tenaz, independiente, concentrado, profundo, esoterista, constructivo, enérgico, práctico, muy activo, hábil para defenderse en la vida, autorrealizado, autorregenerativo y penetrante.

Características inarmónicas: crítico, burlón, inmoral, astuto, pasional, morboso, destructivo, sádico y con un mundo mental dependiente sólo de su pasión sexual y de su individualismo.

 

Profesiones Afines

Cirujanos, ingenieros, contables, ejecutivos, notarios, sexólogos, personas relacionadas con la prostitución, incumplidores de la ley, terroristas, militares, psicólogos, esoteristas, industriales; profesionales de las gestorías, pompas fúnebres; fiscales de la ley; personas relacionadas con los combustibles y los explosivos: petróleo, gas, etc.; fabricantes de armas modernas, vulcanólogos, sismólogos, etc.

 

Línea de Desarrollo Espiritual

Comprensión de las fuerzas secretas de la naturaleza, reforma material y espiritual, desarrollo de la fuerza interna para superar lo cotidiano, tensión creativa, impulso para fusionarse con el ser amado, etc.

 

Explicación Esotérica Complementaria

El signo del Escorpión puede dar contrastes especialmente acusados, pues su naturaleza es muy intensa psíquicamente. Sus polos opuestos son: amor intenso u odio vengativo, sana sexualidad o pasión desenfrenada, amor ardoroso o amorío morboso, alta espiritualidad mística o baja bestialidad arcaica, afán de autodesarrollo o criticismo sarcástico, conciencia de la propia energía psíquica o vivencia descontrolada de los propios instintos, autocontrol equilibrado o desgaste por excesos, sentido de lo esotérico o forma de actuar obscura y tenebrosa, reserva por rica experiencia interna o timidez por psiquis embrollada, afán de lucha en la vida o desánimo suicida, magia sexual blanca o magia sexual negra, personalidad atrayente o pensamiento sádico, respeto a la vida basado en el conocimiento de lo oculto o destrucción de la vida basada en la ignorancia de lo superior, relación sexual clara y sincera o relación tormentosa y escondida, tenacidad en el trabajo o rebeldía hacia el mismo, sentimentalismos sublimes o emociones denigrantes y, como resumen, el cielo o el infierno.

 

Esencia Espiritual

El signo del Escorpión transmuta su energía magnético-sexual en energía psíquica, amor intenso, profundidad mental y creativa mística.

Este signo es capaz de penetrar los secretos de lo que no se ve a través de su sentido de lo oculto, su capacidad de lucha contra las pruebas de la vida y, por último, sus vibrantes emociones. En este signo se encuentra implícita la dualidad regeneración-degeneración, la cual es vivenciada por el escorpioniano, primero de manera cruda y, luego, de forma mística o trascendental. El siente cómo las emociones y pensamientos nefastos o pasionales se van transformando poco a poco y, no sin dolor, en ideales, emotividad sublime y conciencia de ser.

El signo del escorpión, llamado el de la muerte en astrología, es el que abre las puertas a la vida espiritual para la astrosofía o astrología esotérica.

Esto es así ya que esta fuerza representa la muerte de un estado de comprensión o de conciencia del ser, lo que produce un nacimiento de un nuevo nivel de desarrollo espiritual. El Escorpión simboliza las luchas, la energía, el sufrimiento y la sublimación necesarias para perseverar en la delicada labor de la autorrealización. Esta es realizada por medio del estudio de uno mismo, el control del cambio de los estados de ánimo, la elevación de pensamientos y la comprensión mística de las leyes secretas (sagradas) del gran todo.

 

Extracto Animal

Este signo puede llegar a ser un buen representante del mismísimo diablo, entendido como representación simbólica de las fuerzas tenebrosas. Su magia sexual se vuelve pérfida, traicionera, pasional y obscura, es decir, bestial. Los instintos no se controlan pero tampoco se muestran a la luz, sino que gestan la venganza más sarcástica en el momento más crítico y dañino.

La mente es mórbida, sádica, terrorista, destructiva y, hasta se podría decir, que venenosa.

Todo ello lleva a la sucesiva putrefacción y degeneración de las facultades humanas.

 

Escenas y Ambientes

Bajo las fuerzas del signo del Escorpión están las escenas y ambientes de amores sexuales vigorosos, sexuales sádicos, de prostitución, vengativos, asesinos, terroristas, místicos, esotéricos, espirituales, de muerte, de lucha con uno mismo, de pérdidas emocionales, de suicidio, de degeneración, emotivos intensos, de celos peligrosos, sarcásticos, agresivos, de relaciones humanas enturbiadas, de disputas personales, sexuales mágicos, sexuales autorrealizadores, de descubrimientos internos, de transformaciones trascendentales, etc.

 

Palabras Clave

 

YO CALLO

Es el sentimiento de lo místico y trascendental o la dificultad para comunicarse.

YO DESEO

Representa una viva sensualidad o unas pasiones desmedidas.