Humectación del Rostro

Humectación del Rostro

Considera la hidratación del cutis como algo obligatorio, no importando que tipo de cutis tengas o cual sea tu edad.La piel naturalmente debe tener un factor de humedad y producir cierta cantidad de grasa, cuya función es crear una capa impermeable sobre la piel que impide que la humedad escape. Conforme la edad avanza, estas propiedades naturales de la piel se van.

Las cremas humectantes realizan las funciones pérdidas por la piel, manteniendo la piel humectada y manteniéndola así por un tiempo determinado. Es recomendable que todos los tipos de piel sean hidratados dos veces al día, después de cada limpieza.

Existen dos clases de hidratantes: los humectantes que son los que atrapan la humedad del ambiente y evitan que la humedad de la dermis se evapore y los oclusivos que forman una delgada película de grasa que impide el paso de la humedad la evaporación de la humedad de la dermis.Otro punto importante es elegir la crema humectante adecuada, dependiendo de tu tipo de piel. Aplícala suavemente con movimientos ascendentes y sin jalar la piel. Al terminar de extenderla puedes dar unos pequeños golpecitos para estimular la circulación.
La zona de los párpados es un poco más delicada y la piel es más delgada que en el resto del rostro, por lo que debes utilizar una crema especial para el contorno de los ojos. En el mercado existen gran variedad de cremas de contorno de ojos que se adecuarán a tu problema específico. Por ejemplo si padeces de ojeras y bolsas en los párpados puedes adquirir una crema con elementos especiales que aclaran y desinflaman y si tu problema son las líneas de expresión deberás adquirir una especial para disminuirlas.

Tipos de humectantes

Lociones o bálsamos:
son ligeros, se absorben fácilmente y son recomendables para cutis normal o graso.

Cremas: son más consistentes y grasosos, se recomiendan para cutis secos.

Geles: son muy ligeros y se recomiendan para cutis graso o mixto.
Si pasas de los 35 años, quizá sea conveniente que escojas una crema que además de proporcionar humedad a tu piel, también le proporcione los nutrientes necesarios para mantenerla firme, tersa, lozana y libre de arrugas.

La forma más recomendable para aplicar el humectante por la mañana es después del baño, ya que tu piel se encuentra impregnada de agua y el humectante ayudará a sellar la piel y mantener esta humedad en la piel.

 

 

 

 


Súper Humectante para Rostro y Cuerpo

Aplica yogurt natural en el área que desees humectar, déjalo por veinte minutos y enjuaga con agua tibia.

Cutis Firme y sin Arrugas

Todas las mañanas coloca un cubo de hielo dentro de un pañuelo, pásalo por todo tu rostro, no lo dejes mucho tiempo en un mismo lugar porque te puede quemar, día con día sentirás como la flacidez va desapareciendo.

Tips Humectación

  • Nunca te apliques humectante si tu piel o tus manos están sucias.
  • Si tu nariz es grasosa, no es necesario que apliques humectante en ella.
  • Nunca olvides humectar el cuello, también es una parte muy importante.